jueves, 8 de junio de 2017

Pan de leche




Los desayunos y meriendas de los próximos días serán la bomba. Y es que he preparado dos bandejas repletas de estos panes de leche que, conservados en el congelador y dejando que se descongelen unas horas antes de ser consumidos, alegrarán nuestros paladares.
Y es que congelar justo después de haber enfriado es la mejor decisión si no quieres zamparte todos de golpe o en pocos días. Es tan sencillo como utilizar bolsas aptas para congelación e introducir dentro de ellas las porciones que quieras descongelar cada vez. 
Si aún no has probado a congelar la repostería casera tipo bizcochos, brioches, magdalenas, panes,...  no sabes lo que te estás perdiendo, porque puedes organizarte para preparar más cantidad e ir descongelando en la medida que vayas necesitando. (Ten cuidado, esta medida es adictiva y terminarás necesitando un congelador tamaño XXL)

La receta de pan de leche que nos ocupa hoy se puede preparar perfectamente con cualquier tipo de leche vegetal, de hecho para esta receta he utilizado una leche de soja de Frías que he tenido la oportunidad de probar gracias Québox que, como ya os he contado en otras ocasiones, es una empresa que se encarga de darnos a conocer productos sin gluten, sin lactosa, sin alérgenos,... para que todos podamos comer de todo y bien. Además cuentan con una aplicación Qué puedo comer que nos lo pone aún más fácil. Si queréis conocer el contenido de la caja de este mes, podéis verla AQUÍ y, si os apetece, no dudéis de seguirme en Instagram.


En cualquier caso, también podéis elaborarlos con la leche de vaca que consumáis habitualmente.
Es una receta, dentro de que no deja de ser bollería, bastante cuidada en cuanto a ingredientes: lleva muy poco azúcar y la mantequilla es sustituida por aceite de oliva.
Al no ser excesivamente dulces se convierten en los panecillos ideales para el desayuno y la merienda, que igual están ricos untados con mermelada (no os perdáis la receta de esta mermelada de calabaza casera) como rellenos con jamón y queso.
Eso sí, son extrajugosos. Estoy encantada con el resultado de su miga. Y, si dispones de una amasadora, apenas te darán trabajo. Sólo tendrás que darles la forma al final.

Para unos 16 / 18 panes de leche

- 250 ml. de leche de soja Frías (también nos sirve cualquier otra bebida vegetal o leche de vaca)
- 50 gr. de aceite de oliva
- 50 gr. de azúcar
- 3 gr. de levadura seca para panes (o 9 gr. si usáis levadura fresca)
- 1 huevo
- 1 cucharada pequeña de sal


- Mezclaremos la leche, el aceite, el azúcar y la sal. Después añadiremos la harina y la levadura. Amasaremos, bien a mano o con la ayuda de una amasadora, hasta que la masa tenga consistencia homogénea y en la que los ingredientes estén bien integrados.

- Dejaremos reposar la masa hasta que doble su volumen, dentro de un bol y protegida de las corrientes de aire.
Si tenéis panificadora, podéis usar el programa de amasado que alterna tiempos de amasado con tiempos de levado.

- Desgasificaremos y daremos forma a los panes que iremos colocando sobre la rejilla del horno cubierta de papel vegetal, teniendo cuidado de dejar espacio entre uno y otro.

La forma puede ser la que más os guste. Yo he elegido una bastante sencilla que consiste en coger porciones que quepan dentro de la palma de mi mano, hacer un rulo con ella y forma una especie de lazo, tal y como podéis ver en la foto.


- Batiremos el huevo y daremos brillo a cada uno de los panes con él. Espolvorearemos un poco de azúcar por encima.

- Dejaremos que vuelvan a levar los panecillos.

- 10 minutos antes de introducirlos en el horno, lo precalentaremos a 200 ºC.

- Introduciremos los panecillos en el horno y los dejaremos hasta que adquieran tonalidad dorada. El tiempo aproximado será de unos 15 minutos, dependiendo del tamaño de éstos y de nuestro horno.

- Al sacarlos, los dejaremos enfriar sobre una rejilla.

- Una vez fríos, ¡listos para consumir!

Si os ha gustado la receta, no podéis perderos lo que os recomiendo visitar a continuación:




8 comentarios :

  1. Me encanta el pan de leche, y casero, más aún... adorable.

    ResponderEliminar
  2. Me gusta la formita tan cuqui que les has dado.

    ResponderEliminar
  3. mmmmm que pinta y con leche vegetal!! Me encanta!! los haré en casa sin duda! Besitos desde Noly's Sweet Box

    ResponderEliminar
  4. Uummmmmmmmmmm no dudo ni un segundo que esten de muerte relentisima ,te han quedado divnisimos.
    Bicos mil y feliz finde wapa.

    ResponderEliminar
  5. Tiernos y esponjosos!! que rico!! como tu dices , son adictivos!!Bs.

    ResponderEliminar
  6. Riquísimo el pan de leche y con las bebidas vegetales se nos ha abierto un mundo de sabores. La forma me encanta y el esponjado increible. Buen finde guapa. Besos,

    ResponderEliminar
  7. Hola Chus, te sigo desde hace tiempo aunque no comente. He leído un par de veces la entrada y la receta pero no veo la cantidad de harina q has utilizado, me la puedes decir. Gracias

    ResponderEliminar

Cuéntame aquí que te parece mi publicación. ¿Te gusta? ¿No te gusta? ¿Quieres aportar cosas nuevas? Este es el lugar adecuado donde plasmar todo aquello que te sugiera mi blog.
Muchas gracias por hacer que este pequeño riconcito siga creciendo, sin ti no tendría sentido.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...